Los 100 milímetros de lluvia que cayeron sobre la ciudad el pasado jueves, provocaron anegamiento parcial en distintas calles y algunos inconvenientes de transitabilidad, en particular en aquellos sectores donde realizan obras tanto la Municipalidad de Venado Tuerto como la Cooperativa de Obras Sanitarias (COS).
Eugenio Debonis, presidente del Consejo de Administración de la COS, manifestó que tras el fenómeno “hubo pozos que cedieron y tapadas de caños que bajaron, pero rápidamente dimos respuestas ante el reclamo de los vecinos, con jornadas de trabajo que alcanzaron viernes, sábado y parte del domingo, donde nuestro personal fue haciendo demarcaciones en los lugares complicados y tapando lo necesario”.

No obstante reconocer la imposibilidad de “prever” este tipo de sucesos climatológicos, Debonis pidió “disculpas” a los vecinos por las situaciones generadas, precisando que “son obras que habitualmente llevan cañería a mucha profundidad, y el piso va cediendo de a poco”.
“Hemos resuelto la mayor cantidad de problemas, mientras tanto vamos atendiendo lugares puntuales”, reflejó el consejero, poniendo a disposición del asociado los teléfonos de la empresa para canalizar inquietudes.

Por su parte, el gerente de la COS, Alberto Armas, puntualizó que “el avance de obra fue muy rápido, hemos tenido que cumplir términos de acuerdo a las licitaciones, por lo tanto hemos tenido seguramente algún problema de compactación; también es cierto que es difícil consolidar el subsuelo cuando la excavación es muy profunda”.
En la misma línea indicó que “hemos trabajado con entibado y en otras zonas con sistema de achique, por la presencia de agua; en consecuencia la estabilización del suelo lleva su tiempo y los problemas se van solucionando, reponiendo material y repasando las compactaciones”.

Armas llevó tranquilidad en el sentido de la no afectación de la cañería, indicando que “está depositada sobre un base de áridos”, y en suma, el fenómeno se dio sólo a nivel de superficie.

El profesional manifestó que el avance de proyectos respeta “los plazos estipulados”, y haciendo referencia a la obra en la zona norte detalló que “el estrés hídrico nos ayudó mucho a avanzar”.

Cabe destacar que la expansión de obras de saneamiento de la COS comprende unas 250 cuadras en diversos puntos de la ciudad, donde en la mayoría de los casos no se registró ningún tipo de inconvenientes. Y las calles afectadas por las lluvias se reparan compartiendo recursos con la Municipalidad.

FOTO: ALBERTO ARMAS- EUGENIO DEBONIS